28 d’agost 2007

Viajar nutre e inspira




No sabría decir qué diferencia hay entre un paseo nocturno junto a un canal de Venecia, por las calles empedradas de la Antigua Guatemala, por el centro caótico de Bamako, el vertedero de la Chureca de Managua, la zona cero en Manhattan, el malecón romántico de Baracoa o un paseo intimidatorio por el interior de una mezquita de Estambul.
Todos los lugares son espectaculares para el viajero errante de ojos inquietos. Más allá del lugar cualquier rincón del planeta resulta enriquecedor. Huir de lo habitual, de la rutina; escapar de esa fábrica o de esa oficina no tiene precio (o sí).
Algunos de de nosotros nos estamos de muchas cosas durante todo año para poder hacer realidad el sueño del viaje que planeamos meses o incluso años atrás. Los meses previos y los posteriores a un viaje nunca han sido los más plácidos para un viajero. Apretarse el cinturón para enriquecerse después durante el viaje. La mejor inversión, sin duda.
Y salimos, y hacemos fotos. Parece como si no hubiéramos estado en un determinado lugar si no hemos inmortalizado ese momento. Y volvemos a casa, y le enseñamos a los amigos los lugares preciosos en los que hemos estado sabiendo que la fotografía exagera la belleza del lugar siendo posiblemente algo más mediocre, pero no lo decimos. Preferimos presumir...
Viajeros hay muchos. Existe el viajero primerizo, temeroso de cualquier contacto con el exterior. Existe el viajero sabelotodo, el que sale sabiendo que es capaz de comerse el mundo, con el pasaporte lleno de sellos y preparado para presumir de haber estado en otra pieza del puzzle mundial. Existe el mochilero de visa oro y el mochilero que trabaja durante el viaje para pagarse el transporte. Existe el cooperante o aquel que busca vicios que conllevan riesgo en su país. Existe el que busca playa y el que busca soledad.
Pero todos son exactamente iguales porque todos buscan lo mismo. Todos buscan encontrarse consigo mismo. Y cada uno de nosotros es diferente.
Viajar es más que recomendable. Si es posible hagamos uso de un turismo responsable, pero eso ya es otro tema. Es tarde, mañana trabajo. Ya hace una semana q volví de mi viaje, ahora toca soñar (despierto) en el siguiente. Me encanta.

4 comentaris:

Gina ha dit...

AVIAM COSINET,

pots actualitzar el blog tantes vegades seguides com vulguis i si que es fa al moment. El blog que tu veus meu, el vaig fer en un matí, tot sencer. Cada dia pots posar moltes entrades.., no sé si m'entens. Si això, quan ens veiem, t'explico si tens algún dubte.

Avui no puc fer te, treballo :(
Dijous..?

M'agradarà el teu blog..!!

Un petó cosinet

Jocabed ha dit...

me has inspirado para viajar, ya kiero vacacionessssssssss!!! :D

Aibi ha dit...

Y vaya si no nutre viajar!!
Todavía recuerdo mi viaje a Cuba! Fue extraordinario! Daría lo que fuera por volver a ir. Pero creo que este año, para enriquecer mi cultura guatemalteca iré a Panajachel o a Petén.

Ya quiero vacaciones
jajaja

Jenny ha dit...

mai gad ...
hasta hoy lo lei x completo :D
io creo q seria moxilera con visa oro jajajajajaja
cae bn y se a de antojar un gustito en cada lado no ????
XD
love you nica :D

@JPuigdengolas Copyright © 2011 | Template created by O Pregador | Powered by Blogger